Seis equipos luchan por un puesto en las semifinales del Clausura con solo cinco puntos de diferencia y dos jornadas aún por disputar.

 

Andrea Gallegos Perozo – goldepenal.com. En ocasiones no es tan importante la manera en como comienzas un juego, sino en la que lo terminas, y esa es una frase que refleja el momento por el que pasa cada equipo de la Liga Dominicana de Fútbol (LDF). Tras nueve fechas del certamen, queda demostrado que no es relevante arrancar con el triunfo,
mientras logres reencontrártelo en el camino y no dejarlo ir.

 

Un ejemplo preciso de esto es Cibao FC, un equipo que por naturaleza tiene sangre de campeones, que llegó al torneo con la espina de haber dejado escapar el título, pero con el objetivo claro de no permitir que la historia se
repita. Luego de caer en la primera fecha, a la que llegaron sin descanso y dolidos anímicamente, supieron encontrar la fórmula de la victoria y hasta el momento mantienen siete jornadas consecutivas sumando de a tres. Así que fanáticos del Cibao, no hay nada de qué preocuparse porque en Santiago seguirá el balompié.

 

Por su parte, la historia para el actual campeón del Apertura 2019 no es la misma. Atlético Pantoja, al que se le conoce como un cuadro ganador en la corta historia de la LDF, aún no ha logrado mostrar su mejor versión en el
Clausura. Aunque encontró un poco de oxigeno la última fecha, ha sido irregular y ha dejado escapar puntos en los últimos minutos, algo que actualmente le está pasando factura y lo hará despedirse del torneo temprano, al menos  que resultados inesperados comiencen a darse, cosa que en este hermoso deporte podría suceder, porque si de algo estamos seguros que es el fútbol jamás podrá basarse en números.

 

Por otro lado, Jarabacoa y Moca buscan inscribir de nuevo su nombre en semifinales, pero la tarea se complicó un poco para los de la región norte tras caer en la fecha nueve. Ahora ganar es lo único que le está permitido si desean
continuar su camino por el campeonato. Mientras que los Delfines del Este se encontraron con el camino de la redención y decir presente en las semis ya no se ve como algo lejano para los únicos representantes del este dominicano.

 

Atlético Vega Real y Atlético San Cristóbal están cerca de la clasificación, pero con los talones pisados de cerca. Un resbalón en las dos últimas fechas les costaría todo el arduo trabajo que han realizado a lo largo del torneo Clausura.

 

El Atlántico FC logró mejorar por mucho su actuación del Apertura, y el campeón de la edición 2017 iguala en puntos al Vega Real con 15. A pesar de que para la próxima fecha estarán de descanso, una victoria en la última jornada pondría su nombre en las semifinales.

 

Por último, las grandes decepciones del torneo que matemáticamente ya pueden dar por finalizado su transitar por la temporada. O&M FC, escuadra que rozó la clasificación a las semifinales en el Apertura, apenas ha logrado sumar de a tres en una ocasión, y el Atlético San Francisco, actual sub campeón de la liga, que matemáticamente se despide del certamen con siete unidades. También los acompañará el Club Barcelona Atlético, campeón del fútbol
dominicano en 2016, no ha logrado levantar cabeza desde entonces, y actualmente no ha logrado sumar ni un punto en lo que va de torneo.

 

Quedan dos fechas para definir los últimos tres clasificados a las semifinales del certamen, donde por ahora seis equipos se mantienen en la carrera. Por ahora todos deberán fijarse muy bien en el camino, porque quienes tropiecen tendrán que despedirse hasta el año que viene.