Agencias – Goldepenal.com. El derbi Sevilla-Betis, que se disputó en el estadio Sánchez Pizjuán sin público después de tres meses sin competencia por la pandemia de coronavirus, reanudó La Liga española con victoria sevillista (2-0) liderada por el argentino Lucas Ocampos, cuyo equipo expuso más que el verdiblanco y que vio la luz en la segunda parte.

 

Se presentó un partido lleno de incógnitas tras tres meses sin jugar y por la incertidumbre de saber cómo llegaban los futbolistas a esta cita extraña con un estadio Ramón Sánchez Pizjuán completamente vacío.

 

Pese a que el Betis hizo una presión muy adelantada en el inicio para dificultar la salida del rival, el Sevilla quiso asumir su condición de local aunque las desiertas gradas dieran mas un aspecto de neutralidad.

 

Fue Lucas Ocampos el primero que apretó sobre la meta de Joel Robles y a los diez minutos, en una acción por el extremo derecho, se sacó un buen remate que repelió un palo de la meta bética.

 

Tuvo mas el balón el equipo sevillista y sobre todo utilizó la banda derecha para crear el juego que le pudiera crear problemas al rival.

 

Desde esa zona el conjunto de Lopetegui botó un córner a los veintiún minutos y ahora fue el central francés Jules Koundé el que no remató bien de cabeza en otra buena oportunidad ante Joel, quien no pudo estar tranquilo en esta fase del partido, pues el adversario insistió al aprovecharse de que sus compañeros no aguantaban mucho el balón en su poder.

 

El borde de la media hora llegó una tercera aproximación de la formación de Nervión, en esta ocasión en una incursión por la izquierda en la que Munir se sacó un buen centro que no remató con corrección el neerlandés Luuk de Jong.

 

Así se encontró en la fase final del primer tiempo sin que el Betis le sacara partido a una de sus estrellas, el francés Nabil Fekir, y con el Sevilla que lo intentó hasta que se señaló la conclusión de la primera parte.

 

En la reanudación mantuvo el Sevilla más intensidad y el fruto llegó en el minuto 56, cuando antes el colegiado valenciano Antonio Miguel Mateu Lahoz señalara penalti, con consulta al VAR incluida, por arrollar Marc Bartra a De Jong.

 

Ocampos lo transformó con contundencia para desnivelar el marcador y esperar que el Betis le diera otra estrategia al partido, para lo que Rubi sacó al terreno al joven mediapunta Diego Linez en el lugar de Tello.

 

No dio tiempo a ver la reacción verdiblanca, porque en una jugada de pizarra, con taconazo incluido de Ocampos, la culminó Fernando en un cabezo que puso el 2-0.

 

Rubi volvió a mover el banquillo, ahora con dos de los pesos pesados del equipo, su goleador Loren Morón y el capitán Joaquín Sánchez, para ayudar a la reacción y el Betis, ahora sí, entró en el último cuarto de hora del tiempo reglamentario con mejores intenciones.

 

Los visitantes mejoraron con Lainez y su equipo empezó a apretar sobre la portería del checo Tomas Vaclík, quien vio en un par de ocasiones merodear el peligro, pero el Sevilla supo también controlar el tiempo hasta llegar a la conclusión con la solvente victoria.

 

Ficha técnica:

Sevilla (2): Vaclík; Jesús Navas, Koundé, Diego Carlos, Reguilón (Escudero, m.80); Fernando, Jordán; Ocampos (Éver Banega, m.70), Óliver Torres (Franco Vázquez, m.80), Munir (Suso, m.74); y De Jong (En-Nesyri, m.70).

Betis (0): Joel; Emerson, Bartra, Sidnei (Feddal, m.46), Álex Moreno (Pedraza, m.78); Canales, Guido Rodríguez, Aleñá (Joaquín, m.60), Tello (Lainez, m.60); Fekir y Borja Iglesias (Loren, m.69).

Goles: 1-0, M.56: Ocampos, de penalti. 2-0, M.62: Fernando.