FDP – Agencias. Édouard Philippe, primer ministro de Francia, dio por finalizada la temporada de fútbol 2019-2020 y demás deportes profesionales en ese país a causa del coronavirus Covid-19.

 

“La temporada 2019/2020 no podrá reanudarse”, dijo ante la Asamblea Nacional en la presentación del plan con el que el país gallo regresará progresivamente a la normalidad desde del próximo 11 de mayo.

 

El primer ministro, Philippe, anunció ante los diputados que todas las grandes manifestaciones deportivas, culturales y otros actos con más de 5.000 personas no podrán celebrarse antes de septiembre, aunque hizo referencia concreta a la temporada de fútbol, en un momento en el que la Liga francesa trabajaba en diferentes opciones para acabar dentro del calendario fijado por la UEFA.

 

En ese contexto, las instancias del fútbol francés tendrán que reunirse en los próximos días para tomar decisiones sobre la clasificación y sobre qué equipos acudirán el año próximo a las diferentes competiciones europeas.

 

La declaración del primer ministro deja en suspenso también la disputa en Francia de la Liga de Campeones, en la que seguían con vida el París Saint-Germain, clasificado ya para cuartos de final, y el Lyon, en buena situación para lograrlo tras la ida disputada contra la Juventus de Turín.

 

Más allá de la alusión directa al fútbol, el jefe de Gobierno no detalló el tipo de competiciones que se verán afectadas.

 

Philippe sí avanzó que será posible practicar actividades al aire libre más allá del límite de un kilómetro autorizado hasta ahora, pero dejó claro que no podrán efectuarse ni deportes colectivos ni de contacto, así como tampoco la práctica de deportes en lugares cubiertos.

 

Esa prohibición impide que los equipos puedan volver a los entrenamientos.